[Lunes 24 de septiembre, 2018] DOS BANDAS SOBRESALIENTES, DYLAN LeBLANC Y NICOLE ATKINS, ABREN NUESTRA TEMPORADA MÁS AMBICIOSA


Sobrepasado por la velocidad a la que pasó de ser un don nadie a ser considerado "el nuevo Neil Young", Dylan Le Blanc abandonó el camino fácil tras dos aclamados discos y un contrato con un sello multinacional, y con 23 años se encerró en los míticos estudios Muscle Shoals de Alabama para escribir un nuevo disco para él mismo. El resultado fue Cautionary Tale (Single Lock Records, 2015), una colección de brillantes y notables composiciones marcadas por su evocadora voz, la misma que llamó la atención de Lucinda Williams y Bruce Springsteen, que ahora se ha afilado y ha alcanzado el tono de la madurez. Honesto, en la búsqueda de una nueva verdad tras algunos problemas personales, y con mucho que decir, en el disco abundan los momentos de claridad, sin esconder sus sentimientos, guiado por la máxima de Merle Haggard de que "el cantante es secundario para la canción".
Con un punto fantasmagórico en sus guitarras etéreas, Cautionary Tale es la banda sonora de un pueblo abandonado en medio del desierto, un cautivador disco que le pone en la senda de otros jóvenes songwriters como Israel Nash, Hayes Carll, Robert Ellis o figuras ya consagradas como Ryan Adams o Jason Isbell.



Le acompañará en esta gira otra prometedora figura de las raíces americanas, la también extraordinaria voz de Nicole Atkins, con su cuarto disco bajo el brazo, un Goodnight Rhonda Lee (Single Lock Records, 2017) en el que, apadrinada por Chris Isaak, ha incidido en los ecos de Roy Orbison y Patsy Cline. Compañera de sello de Leblanc en Single Lock Records, propiedad de John Paul White (Civil Wars), Nicole es una de esas grandes promesas de la factoría de Nashville, con un gran equipo detrás que, además de a Isaak, incluye a los productores que pulieron el debut de Leon Bridges o a Jim Sclavunos, de los Bad Seeds de Nick Cave, que también colabora en esta oda "retro" a la tradición de la canción americana. Nicole actuará compartiendo gran parte de la propia banda de Dylan en su set.



Dylan LeBlanc (Louisiana, USA)
+ Nicole Atkins (Nueva Jersey, USA)
Lunes 24 de septiembre, 2018 /21h
El Almacén de Little Bobby
[c/Del Sol 20, Santander]
Anticipada 17€ - Taquilla 20€
En Santander: 3er Tiempo (Plaza de la Esperanza)
Internet: www.entradas.liberbank.es
[+gastos de distribución]

[Sábado 6 de octubre, 2018 /Cajas de Música] HERMANOS CUBERO: FOLKLORE ALCARREÑO MEZCLADO CON BLUEGRASS GENUINAMENTE AMERICANO


Los Hermanos Cubero (Guadalajara) dan una nueva dimensión al folk en castellano al mezclar el folklore alcarreño con el bluegrass genuinamente americano, algo que posiblemente sólo estaba en su cabeza. El resultado es tan atractivo como sorprendente.
Los hermanos Quique y Roberto fusionan con maestría sus influencias y les dan forma a través de sus dos voces, una guitarra y una mandolina. Y tienen muy claro que no necesitan más en lo que se refiere al apartado musical. El broche de oro lo ponen sus letras, punzantes y cargadas de mensaje, camufladas con mucho arte mediante una sátira que adoptaron del cancionero tradicional de este país y en concreto de La Alcarria, su tierra a la a que recurren frecuentemente a modo de musa. No en vano, en 2014 vio la luz La muerte en la Alcarria, un western documental con los Hermanos Cubero como protagonistas en búsqueda de la inspiración a través de un viaje por su tierra natal, la Alcarria, escrito y dirigido por Fernando Pomares. 
Poco después de cumplirse cinco años desde su debut editorial con Cordaineros de la Alcarria (Autoeditado, 2010), sacaron al mercado Arte y Orgullo (El Segell, 2016), disco que los consagró entre las masas, recibió halagos de la crítica y les llevó a recorrer parte de la geografía española. Con sólo una guitarra y una mandolina han conseguido tocar en importantes escenarios como los festivales de folk de Pirineos Sur, Segovia o Fira Mediterránea de Manresa, además de festivales independientes como el Sonorama, Monkey Week, BAM de Barcelona o el Primavera Sound.
Actualmente se encuentran inmersos en la presentación de su último álbum, Quique dibuja la tristeza (El Segell, 2018), un disco que acepta todos esos días sin sol y todos esos días con sol demasiado impertinente. Al igual que Sufjan Stevens con Carrie & Lowell, Nick Cave con Skeleton Tree, Mount Eerie con A Crow Looked at Me y hasta Charlotte Gainsbourg con Rest, esta es una música inspirada y dedicada a una persona que ya no la podrá escuchar.




Hermanos Cubero (Guadalajara, España)
Sábado 6 de octubre, 2018 /20:30h
Centro Cultural Doctor Madrazo
[c/Casimiro Sáinz s/n, Santander]
Entrada única 10€ -aforo limitado-
En Santander: Prochef (Travesía del Cubo)
y 3er Tiempo (Plaza de la Esperanza)
Internet: www.entradas.liberbank.es
[+gastos de distribución]

[Domingo 7 de octubre, 2018] WATERMELON SLIM, UNO DE LOS BLUESMEN AMERICANOS MÁS EXCITANTES Y AUTÉNTICOS, LEYENDA VIVA DEL BLUES


"¿Qué tiene de especial Bill Homans, alias Watermelon Slim, para que cada nuevo álbum sea un acontecimiento especial? Tres cosas: esa inclasificable voz que se escapa como un silbido por la zona donde antaño había una dentadura, las historias que narra en cada una de sus canciones, y el trabajo de arqueología que realiza en cuanto a su propia música basada en el blues, para nunca caer en la reiteración o el agotamiento. Hay gente buena en este negocio y luego hay músicos que conforman el grupo de "true originals", y él es uno de ellos" /Sergio Martos, Ruta 66

Watermelon Slim ha sido justo merecedor de diecisiete nominaciones a los Blues Music Awards, consiguiendo seis en 2007 y seis en 2008. Sólo tres grandes como BB King, Buddy Guy y Robert Cray habían logrado seis en un mismo año, y Watermelon es el único que lo ha conseguido en dos ocasiones. Natural de Oklahoma, este poeta de los rebeldes de voz áspera completa con Golden Boy (Dixiefrog, 2017) una docena de producciones que lo han hecho famoso a lo largo y ancho del mundo del blues. 
Los diez cortes que componen el álbum están marcados por la importancia del trabajo, de las relaciones interpersonales y de la muerte como paso a un nuevo mundo, circunstancias que han acompañado las letras de Watermelon Slim durante toda su carrera. En este álbum, el bluesman norteamericano presenta su visión más satírica de la vida, cantando sobre política y en contra de la guerra; no en vano, su primer disco fue una oda antibélica grabada junto a su banda The Workers poco después de regresar de la guerra de Vietnam en 1973. Este icónico trabajo, Merry Airbrakes (St. George International), le abrió las puertas del público y la crítica especializada y le granjeó amistades de figuras como Pete Seeger, Barbara Dane o Country Joe McDonald.


Watermelon Slim (Boston, USA)
Domingo 7 de octubre, 2018 /20:30h
El Almacén de Little Bobby
[c/Del Sol 20, Santander]
Anticipada 17€ - Taquilla 20€
En Santander: Prochef (Travesía del Cubo)
y 3er Tiempo (Plaza de la Esperanza)
Internet: www.entradas.liberbank.es
[+gastos de distribución]

[Jueves 18 de octubre, 2018] THE RAD TRADS, UNO DE LOS DIRECTOS MÁS EXCITANTES Y ORIGINALES DE NUEVA YORK, VUELVEN A EUROPA CON NUEVO DISCO


Tras el sold out que cosecharon el pasado año, vuelven The Rad Trads. Los neoyorkinos tienen entre manos un nuevo disco, On Tap (Hornblow, 2018), un álbum que llega después de que se hayan ganado al público de medio mundo, sumado una leal red de fans y desafiado cualquier tipo de clasificación.
Tras su paso por prestigiosas salas como el Blue Note o el Webster Hall, son sin duda una de las bandas de directo más excitantes y originales de Nueva York, algo realmente complicado en una escena tan efervescente y de primer nivel. The Rad Trads firman temas de jazz bailable, optimismo y solos de viento infatigables. Estos veinteañeros vienen pisando fuerte también con sus proyectos en solitario para el sello Dala Records, fundado en Nueva York por el trompetista Billy Aukstik.


Su personal estilo es un cóctel sobresaliente de música norteamericana donde el jazz, el soul, el rock y la americana se dan la mano. The Rad Trads despliegan una poderosa sección de instrumentos de viento (Patrick Sargent -saxo tenor, teclados- y Michael Fatum -trompeta-), una base rítmica firme (Michael Harlen -bajo- y John Fonseca Fatum -batería-), una guitarra de ensueño (Alden Harris McCoy) y cinco voces para pasearse por los estilos de la música popular. Del soul al jazz y del swing al rock, siempre con una energía vibrante que les hace parecerse a The Band cuando su batería John Fatum coge el timón de la voz principal metiéndose en la piel de Levon Helm, o a la Preservation Hall Jazz Band de New Orleans cuando se transforman en una brass band poseída por el delta del Mississippi.
En su nuevo álbum, On Tap, exploran un territorio totalmente nuevo. Una muralla de vientos y guitarras psicodélicas se entremezclan con arreglos acústicos para una artesanía musical que supone una nueva diversión y un reto a partes iguales. Un sonido excitante que parte de algún lugar con Little Richard y Elvis Presley, pasa por los Stones, Dylan, Lou Reed y Springsteen y desemboca en el presente con la vista puesta en el futuro. 
The Rad Trads han girado a lo largo y ancho de cuatro continentes, han recorrido los escenarios de quince países y cuarenta y un estados, habiendo abierto conciertos para nombres de la talla de Tom Jones, Charles Bradley, Taj Mahal o Buddy Guy. El "aquí y ahora" de una banda en plena explosión. Segunda visita a El Almacén de Little Boby y segunda oportunidad de ver a una banda en estado de gracia!



The Rad Trads (Nueva York, USA)
Jueves 18 de octubre, 2018 /21h
El Almacén de Little Bobby
[c/Del Sol 20, Santander]
Anticipada 15€ - Taquilla 18€
En Santander: Prochef (Travesía del Cubo)
y 3er Tiempo (Plaza de la Esperanza)
Internet: www.entradas.liberbank.es
[+gastos de distribución]

[Martes 23 de octubre, 2018] LUKE WINSLOW-KING: NUEVO TRABAJO, "BLUE MESA", Y NUEVA GIRA EUROPEA CON SEIS ÚNICAS FECHAS EN ESPAÑA


Blue Mesa es el nuevo y brillante disco de Luke Winslow-King, lanzado a través del sello rebelde de Chicago, Bloodshot Records. El sonido de Winslow-King siempre se ha movido ágilmente entre las varias formas de música estadounidense, y en Blue Mesa le encontramos fusionándolos como nunca. El disco combina potentes piezas de blues eléctrico, canciones folk desnudas, algo de country blues, boogie e himnos rabiosos de rock and roll.
Un regreso sutil al sonido más crudo de sus trabajos anteriores, muy inspirado en el country blues y el jazz tradicional de las string bands. Grabado en la localidad italiana de Lari, una pequeña fortaleza medieval en el corazón de la Toscana, cuenta con su fiel colaborador y estratosférico guitarrista Roberto Luti, el batería Chris Davis (King James & The Special Men), el órgano de Mike Lynch (Bob Seger, Larry McCray) y el bajista Christian Carpenter entre otros.
Blue Mesa rebosa de intensidad emotiva con Winslow-King manejando varias guitarras y dobros como un verdadero maestro. Los últimos años han sido marcados con importantes acontecimientos en su vida (una estancia en prisión, un divorcio, la pérdida de su padre y la de Lissa Driscoll, una de sus mentoras en Nueva Orleans…) y, como era de esperar, estos trastornos personales se han reflejado en sus temas. 


Desde el amor perdido y encontrado hasta el conflicto entre la luz y la oscuridad que acompañan una vida de viajes y vagabundeo, Blue Mesa presenta el conjunto de letras más personal y sólido que ha escrito nunca. Evoca el estilo de Paul Simon y Robert Cray, el estilo guitarrístico de Mike Campbell, el espíritu gospel y el infeccioso soul de Stax en canciones de carretera con un profundo poso personal.
En este punto de su carrera, el cantante y guitarrista ya ha absorbido las ofrendas de una vida dedicada a la música. Nacido y criado en la ciudad de Cadillac, al norte de Michigan, a los diecinueve años se mudó a Nueva Orleans y allí pasó los siguientes quince años sumergiéndose en las aguas musicales que corren en la ciudad, adoptando una rica perspectiva de las tradiciones musicales de las que se había enamorado en su juventud.



Luke Winslow-King (Michigan, USA)
Martes 23 de octubre, 2018 /21h
Sala BNS
[Avenida Reina Victoria 46, Santander]
Anticipada 17€ - Taquilla 20€
En Santander: Prochef (Travesía del Cubo)
y 3er Tiempo (Plaza de la Esperanza)
Internet: www.entradas.liberbank.es
[+gastos de distribución]